¿Por que es tan importante una limpieza facial?

En la época egipcia, empezó la era de la belleza. Comprobaron que para que la piel esté sana, hay que cuidarla no sólo con la alimentación sino externamente con los productos adecuados. 

cutis_gabinete

Actualmente, los orientales, son mucho más responsables con el cuidado de la piel que nosotros, la cuidan, la protegen, y la hidratan a todas horas. Además de protegerla muchísimo del Sol, para evitar envejecimiento prematuro y manchas.

El tiempo adecuado entre sesión y sesión de una limpieza facial es aproximadamente de un mes y medio, pudiéndose prolongar en algunas pieles hasta los tres meses, pero siempre a manos de un profesional, que nos asesore y nos indique como cuidarla durante y después del tratamiento.

Después de una buena limpieza de cutis, la piel recibe mayor cantidad de producto, sin necesidad de gastar dinero en cremas caras. No sólo recibe mayor aporte de propiedades, sino que sus células trabajan más descansadas y sin esfuerzo. Notaras la piel más limpia, suave y con vitalidad.

También previene la aparición de granos e impurezas, equilibra nuestro Ph, aporta hidratación, nutrición y elimina las células muertas de nuestra piel.

Los hombres al tener mayor cantidad de grasa, debido a su nivel hormonal, suelen tener la piel más gruesa y sucia, por lo que es muy importante que también la cuiden y la protejan, además ya tienen productos para ellos, así que no hay escusas.

Una piel que nunca se ha echo una limpieza de cutis, no absorbe las cremas, se ve mate, esta brillante, llena de impurezas, descamada y deshidratada.

Si no la cuidamos nosotros, nadie lo va a hacer.

Esta entrada fue publicada en Salud, Tratamientos. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para confirmar que no es spam, por favor, realiza esta operación: * Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.

Al hacer un comentario, aceptas que instalemos una cookie en tu navegador con el fin de facilitar tu interacción con nosotros (mantener tu sesión activa, e identificar que eres tú en futuras visitas a nuestro blog).